El presidente Adolfo Ruiz Cortines (1952 a 1958) al principio de su mandato envió al Congreso un proyecto de ley para modificar el Artículo 34 de la Constitución y dar a hombres y mujeres los mismos derechos políticos. El proyecto fue aprobado y desde entonces tanto las mujeres como los hombres han tenido los mismos derechos. De esta manera ambos tienen el mismo derecho a votar desde el 17 de octubre de 1953, excepto por las personas que viven en la región del Istmo de Tehuantepec en Oaxaca debido a que tienen un perfil político y geográfico distinto y manejan algunos asuntos de manera particular. Tienen usos y costumbres muy diferentes al resto del país. Le tomó muchos años a las mujeres de esa región obtener derechos políticos iguales a los de los hombres. Hoy en día tienen los mismos derechos.

El 17 de octubre se celebra en México el aniversario 65º aniversario de que las mujeres tienen derechos ciudadanos completos, lo cual es un evento clave en la vida democrática de México, Las mujeres han tenido un papel fundamental en la Independencia de México, en la Reforma y en la Revolución. Sin embargo, no tenían el mismo derecho que los hombres a la participación en la vida política.

La lucha de la mujer por sus derechos políticos empezó durante la Revolución cuando en 1916 se llevó a cabo el Primer Congreso Feminista de Yucatán. En ese histórico evento se reunieron las mujeres para demandar igualdad en la educación y en la actividad ciudadana, y construir —junto con los hombres— una nueva sociedad mexicana con progreso, democracia, justicia e igualdad. De esta manera, Yucatán fue el primer estado en reconocer en 1923 el derecho al voto de la mujer.

En 1937 el Presidente Lázaro Cárdenas envió al Congreso un proyecto de ley para dar a la mujer derechos políticos completos. Sin embargo, nunca fue promulgado ni publicado en el Diario Oficial.

Hoy las mujeres y los hombres de México tienen los mismos derechos políticos.