Todos los años el 14 de noviembre se celebra el Día Mundial de la Diabetes. La celebración es organizada por la Federación Internacional de la Diabetes —International Diabetes Federation, o IDF— y es la principal campaña mundial de concientización de la diabetes, que se enfoca en la diabetes mellitus. La Diabetes tipo 1 es una enfermedad que no se puede prevenir pero que se trata mediante inyecciones de insulina. La diabetes tipo 2 en gran parte una enfermedad que se puede prevenir y tratar, no es contagiosa, y está aumentando en todo el mundo.

El día también sirve para celebrar el cumpleaños de Frederick Banting, quien —junto con Charles Best y John James Rickard MacLeod— en 1922 ayudó en el descubrimiento de la insulina.

El tema para el Día Mundial de la Diabetes 2018 y 2019 es La Familia y la Diabetes. Los temas tratados incluyen la diabetes y los derechos humanos, diabetes y estilo de vida, diabetes y obesidad, diabetes en los grupos vulnerables y vulnerables, y diabetes en niños y adolescentes. Los materiales y acciones que las IDF desarrollan durante los dos años de la campaña tendrán por objetivo:

a. Aumentar el conocimiento de las repercusiones que la diabetes tiene en la familia y los apoyos que hay para los afectados.

b. Promover el papel de la familia en el manejo, la atención, la prevención y la educación de la diabetes.

Hoy en día, más de 425 millones personas viven con diabetes. La mayoría de los casos son diabetes tipo 2, que son en gran medida prevenibles mediante la actividad física habitual, la dieta sana y balanceada, y la promoción de costumbres saludables de vida. Se debe proporcionar a las familias la educación, los recursos y los entornos para vivir un estilo de vida saludable.

1 de cada 2 personas que viven con diabetes no son diagnosticadas. La mayoría de los casos son diabetes tipo 2. La diagnosis temprana y el tratamiento son claves para prevenir las complicaciones y para alcanzar un resultado de sentirse sano. Dado que todas las familias son potencialmente afectadas por la diabetes, la conciencia de los signos, los síntomas y los factores de riesgo para todos los tipos de diabetes son vitales para ayudar a detectarlo en su etapa temprana. Sin embargo, menos de 1 de cada 4 familias tienen acceso a programas de educación para la diabetes. El Día Mundial de la Diabetes aborda estos problemas.