Millonarios y multimillonarios han adquirido y conservado su riqueza manejando el dinero con eficacia, eficiencia y prudencia. Por ejemplo, Dolly Parton congela las sobras de comida; Sarah Jessica Parker viste a sus hijos con ropa de segundo uso; Warren Buffett paga las comidas de McDonald's con cupones. Todos ellos tienen hábitos de ahorro, independientemente del hecho de que están entre las personas más ricas del mundo.

Tú puedes ser como ellos, sólo debes estar listo para apretar las riendas del gasto, incluso si tienes mucho dinero a la mano. No te sientas avergonzado si tienes que apoyarte en experiencias en lugar de cosas materiales; estira el dinero o busca gangas. Muchas de las personas más ricas no están viviendo con lujos, por el contrario, han aprendido a conservar el efectivo en lugar de gastarlo. Cualquiera puede exhibir su riqueza pero debe mostrar sabiduría cuando se trata de gastarla, ahorrarla e invertirla.

Los siguientes consejos te recomiendan cómo ahorrar dinero:

Vive con un presupuesto bajo. Buffett vive en la misma casa desde los años 50 después de comprarla por un poco más de $30,000. El magnate de los negocios mexicanos Carlos Slim Helú sigue el principio de vivir frugalmente; ha vivido en la misma casa durante cuatro décadas, y tiene cuidado en reducir su costo de vida.

Compre artículos en volumen. Sé un cliente habitual de tiendas de descuento, como pueden ser Costco y Amazon. Es conveniente comprar artículos en grandes cantidades siempre y cuando no los guardes por largos períodos. Mark Cuban aconsejaba comprar pasta de dientes para dos años y lo mismo es aplicable para otros artículos domésticos. Pagarás más por al principio pero ahorrarás a la larga.

Invierte en un vehículo razonable. Puedes trasladarte de un punto a otro en un Volkswagen en lugar de un GTI; después de todo no necesitas 800 caballos de fuerza en tu coche. Vete con cuidado en el costo de un coche y consérvalo todo el tiempo que puedas; saca el mejor provecho de tu transporte.

Viaja en clase económica. Es tentador gastar en las clases de Primera y de Negocios, pero el que puedas hacerlo no significa que lo hagas, incluyendo hacer gastos elevados en los viajes. Después de todo, todos los asientos llegan al mismo tiempo al destino.

Busca programas de fidelidad de clientes. Aprovecha los programas para retener a los clientes, como tarjetas de descuento y cupones. Siempre que sea posible ve si hay descuentos, nunca pienses que los cupones te hacen ver como si fueras pobre; gasta tu dinero sabiamente.

¡¡¡Ten en cuenta que el éxito económico
requiere que tomes decisiones todos los días!!!